Tu recuerdo, yo y el mar

Tu recuerdo, yo y el mar

(Recordando a mi marido)

 

Caminando por la orilla de la playa

voy huyendo de mi propia soledad,

cae la noche lentamente sobre el agua

y en el tiempo ha transcurrido un día más.

 

Estoy sola, no hay un alma ni un ruido,

sólo estamos tu recuerdo, yo y el mar,

y una lancha que por siempre se ha dormido

en un sueño de quietud y eternidad.

 

Dos gaviotas sobrevuelan la ensenada

y se posan en la arena a descansar,

van y vuelven, se sumergen en el agua

y se mecen de las olas al compás.

 

Ni un barco navegando por la ría,

en el cielo ni una nube que mirar,

que esta tarde estamos solos en la playa;

 

una lancha que en la arena está dormida,

dos gaviotas jugueteando sobre el agua,

tu recuerdo, mi tristeza, yo y el mar.

 

Magdalena Domínguez

(Terceira Antoloxía do Grupo Poético Brétema)

2 comentarios:

Teresa dijo...

Provocas el mismo sentimiento de nostalgia que sientes.
Preciosos poema, que él te escuche.

Un saludo

Teresa

Anónimo dijo...

Que tu serenidad sea la luz que ilumine tu camino y te permita disfrutar de ese silencio. Ceneme

Publicar un comentario

" Piensa si lo que vas a decir es más hermoso que el silencio"

Powered by Dhn © 2008-2009 Grupo Brétema • Agrupación Poética Brétema de Vigo • Grupo Brétema
La Agrupación Poética Brétema de Vigo, Se reserva todos los Derechos.