UNA SOMBRA EN MI CAMINO

UNA SOMBRA EN MI CAMINO

 

Con pasos inseguros por la calle

camina una anciana

con aspecto cansado y temeroso,

perdida la mirada.

 

Ochenta inviernos fríos

pesan sobre su espalda,

ochenta desamparos,

ochenta soledades en el alma.

 

Va sacando sus cuentas por los dedos,

hablándole a las sombras de su infancia

y a los viejos recuerdos que en su mente

quedaron sin ayer y sin mañana.

 

Habla consigo misma de sus cosas,

de la vida, que es cara,

de lo poco que tiene,

de lo mucho que gasta.

 

Y sigue con su empeño

como si alguien la atendiera o la escuchara,

cruzando entre la gente

que pasa por su lado sin mirarla.

 

Es tan sólo una sombra,

la sombra de un fantasma,

la sombra que me espera en mi camino

el día de mañana.

 

Magdalena Domínguez

(Terceira Antoloxía do Grupo Poético Brétema)

2 comentarios:

Julia dijo...

Enternecedor poema y de una gran sensibilidad.

Rogelio dijo...

Excelente trabajo sobre la luces y las sombras de la vida. Quizás algún día se pueda descubrir un remedio para alargar la vida, retardar la vejez. Es horrible ser viejo

Publicar un comentario

" Piensa si lo que vas a decir es más hermoso que el silencio"

Powered by Dhn © 2008-2009 Grupo Brétema • Agrupación Poética Brétema de Vigo • Grupo Brétema
La Agrupación Poética Brétema de Vigo, Se reserva todos los Derechos.