ADULACIÓN Y VEJEZ

ADULACIÓN Y VEJEZ

 

No aprendemos con el paso de los años

que en todo aplauso hay falsedad,

muchos dicen alegrarse de algo

que ni les viene ni les va

 

Y el Dios que se eleva en la montaña

en la que lo levantan los demás,

bebe de los farsantes aduladores

creyendo las mentiras sin pensar

 

¿Acaso el que ha subido a los altares

al infierno no ha tenido que bajar?

¿Acaso el que de la riqueza alardea

antes no ha tenido que robar?

 

Las cosas que duran poco, pasajeras,

no nos deben en grado sumo alterar

Son mucho mejor compañeros

La sencillez y la humildad

 

La carcasa maltrecha, carcomida,

oculta la juventud perdida.

La ilusión tras la que corríamos,

sabemos hoy que era mentira

 

A medida que se termina el tiempo

en que se ha jugado en el infierno,

see empieza a temblar de miedo

al acercarse al hogar eterno

 

¿Es necesario desnudar

el alma toda?

¿Llorar, llorar para por el perdón

ser redimido?

 

Siento el frío que sentiste entonces

en aquellos campos de exterminio,

siento el terror que tras la miseria

buscaba escondido

 

¿Qué buscar cuando la guerra

todo lo ha destruido?

El hombre, siempre el hombre, hiena,

los despojos va buscando, fiera,

pero tú, cual frágil mariposa,

te elevaste volando a otras alturas

y las fieras no pudieron sobre ti

hacer realidad sus mordeduras

 

Hoy, todo aquello ha pasado,

no quieres recordar viejas tristezas,

tu entereza y tu valor salen triunfantes

hacia ese Dios que adoras y que esperas

 

Si tu pesar tu mente no ha trastornado

con todos los horrores que confiesas,

tu mirada chispeante nos regalas

y con risas y canciones nos alegras

 

Hoy, quiero decir que te admiro,

admiro tu entereza

hoy, aquí tienes un amigo

que tal vez no te merezca

 

Ceneme

 

4 comentarios:

Elisa Rodriguez dijo...

En lo refernte a los valores de la amistad estoy de acuerdo pero con matizaciones, la amistad, cuando es noble y sincera es lo mas preciado en los valores del ser humano. La amistad no pide nada a cambio ni se esconde tras falsas promesas o emociones. La esperanza nos hace soñar y nos hace vivir.

Felipe dijo...

Un tema interesante pero con cierto aire a rencor. No toda la gente es igual, algunos queremos seguir soñando, no es una utopía.

teresa cariño dijo...

Miguel entiendo lo que sientes,quizas estas pensando en nuestra Ana,pero ella no quiere hablar de tristezas solo amor y paz,pero de verdad que te entiendo un abrazo

Javi dijo...

Hablas de adulación como un mal escatologico. Hablas de la vejez como el proceso irreversible hacia la muerte, el trayecto final. Algunos, aunque sean pocos, no esperan recompensa alguna por sus actos. Hago lo que quiero porque así me lo he propuesto, porque me apetece.Quizás y en algunos momentos me equivoqué, quizás me arrepienta, pero ni espero ni temo a nadie por las obras, los actos y acciones realizadas. La adulación, si es de buena fe y noble, ni es delito ni es falsedad. Algunos adoramos aquello que nos hace sonreír, que nos hace ser felices, y que nos hace comprender que tan bien existen valores por los que vale la pena ser "aduladores". Quizás lo que tu pretendes pasar como poesía no sea gran cosa, pero el tema que en ella tocas si lo es.
Yo no se si hay un dios más allá de esta vida, no lo se, pero ojalá que algo quede después de esta pasajera existencia.

Publicar un comentario

" Piensa si lo que vas a decir es más hermoso que el silencio"

Powered by Dhn © 2008-2009 Grupo Brétema • Agrupación Poética Brétema de Vigo • Grupo Brétema
La Agrupación Poética Brétema de Vigo, Se reserva todos los Derechos.